18. ago., 2017

9. "la doTe"

"El cráneo ralo, apenas poblado de algunos mechones de graso y enmarañado cabello. Su desfigurada mandíbula con toscos labios, bajo el adusto bigote dejaban entrever, casi imaginar, el hediondo agujero sin dientes rozados apenas los cuarenta años de edad. Con un viejo traje de chaqueta al estilo occidental que nunca fue de su talla, había regresado a su país de origen.

Tardó más de dos semanas en llegar al campamento donde encontrarse de nuevo con su primo para cumplir con la dote consistente en 3 vacas y 5 cabras.

Ese era el precio para casarse con Leiza.

La pequeña Leiza de apenas 8 años se aferraba a los brazos de su madre, no quería irse, le habían contado cosas, cosas que no quería ni imaginar y se negaba a creer que eso formara ya parte de su vida.

Mientras, su padre aceptaba satisfecho el trato. Estaba contento, la dote permitía ampliar su rebaño con el que comerciar y alimentar al resto de la familia formada por varias esposas y no sabía cuantos hijos.

Además su primo daría una buena vida a Leiza, algún día la llevaría a Europa, sí, le daría una buena vida.

A veces, el terror toma forma de tradición y ocurre todos los días… En algún lugar."

(inspirardo por una pintura de Julio Martín y por el podcast Nómadas)