5. nov., 2017

27. "Mi taZa No EStá vAcIA"

 

 

" La luz de la mañana entraba por la ventana de la cocina, sentada en el taburete como todos los días, tras la tostada bebía despacio, disfrutando del mejor momento del día antes de salir al trabajo.

 

Apenas quedaban unos sorbos del aún caliente café, el líquido descubría lentamente el fondo de la taza de porcelana. Lo que vio reflejado en la grisácea superficie hizo que su mano se abriera de modo automático cayendo al suelo la taza, perdiéndose entre gotas marrones y pequeños fragmentos punzantes, aquellos ojos que por unos segundos la miraron sin párpados."

 

Nunca te has quedado mirando el fondo de la taza del desayuno...