21. feb., 2018

LA LOCA DE LA CORREA DE 5 METROS

Sigo con el tema de las correas en los paseos y los cruces y/o saludos con perretes...
 
Que no es por cansaros pero es el lamentable y evitable día a día de muchos perros y personas. 

Llevar una correa corta impide al perro relacionarse con el entorno con naturalidad pues no podrá llegar a oler lo que le interesa (así obtienen mucha información del mundo que les rodea).
La correa siempre estará tensa y esa tensión hace que el paseo no se disfrute, apenas "sepa a nada".

Pero hay otro aspecto importante y es que dificulta enormemente la relación con otros perros porque esa tensión aquí se topa con la lectura que haga el otro perro de ese acercamiento.
Esa tensión se traslada al propietario también, pues como el perro siempre "la lía" en los saludos, ya va con un estado poco apropiado.

¿Te he hablado de Thais? hemos podido observar una gran clase de educación protagonizada por ella y nuestras perras. Es una perrita preciosísima y cabal.
En una ocasión la pequeña Thais esta suelta y su efusividad de cachorrona sin límites saltando sobre Neux y pellizcando sus belfos, sin cesar, rebasa la paciencia de Neux que con un ladrido seco y algún gruñido y revolcón le dice a Thais que así no se puede ir por la vida, sin educación (educación entre perros).
Thais gime un poco y se aparta a olisquear, sus siguientes acercamientos a Neux son calmados y Neux la deja hacer.´
Durante toda la escena Blanka ´se apartó ante la excesiva efusividad de la perrita Thais y observó.
Unos días después volvemos a encontrarnos pero Thais va atada con una correa estándar de las más comunes que verás en el mercado unos 80 cm de longitud. Por poquito que Thais se mueva (y se mueve mucho como cahorrita que es) la correa siempre va en tensión pero además como es tan bajita, se eleva para llegar y queda apoyada sobre las patitas traseras.
Saludar a un perro en tal postura aumenta mucho las probabilidades de que sea una invitación al conflicto, sobre todo entre adultos.
Efectivamente en unos segundos Neux y Thais están de revolcón que enseguida se disolvió cuando dejo de haber tensión en la corre creando el espacio para moverse con libertad. Blanka no interviene demasiado, para "comunicar" Neux es fantástica.

Una correa de un par de metros es una gran herramienta y siempre puedes recoger longitud cuando las circunstancias lo requieran. Y la naturalidad y tranquilidad en los propietarios cuando los perros están "hablando" dejando que se comuniquen también ayuda bastante  evitando correcciones o interrupciones (como interponerse y acariciar, hablarles, etc)

Nuestras perras van con correa larga y en los acercamientos ponemos muchísimo cuidado en que las correas siempre estén en "U" aunque eso suponga que nosotros estemos más cerca, no pasa nada, no intervenimos en su comunicación, y aún así va a depender de como vaya "el otro", el otro propietario por supuesto.

El dibujo ilustra lo que es adecuado y lo que no respecto de lo que he comentado al inicio . NO es un reflejo de nuestros encuentros con Thais y su dueña con quienes nos encanta coincidir porque estamos aprendiendo muchas cositas.