27. feb., 2018

NEUX

Hace unas semanas se celebró una manifestación para pedir la prohibición de la Caza con Galgos y otros animales.
 
Este acto se llevó a cabo en más de 31 ciudades españolas y europeas, hizo un frio de pelotas pero Neux me acompañó al evento que se celebró aquí. 
 
No es la primera vez que me acompaña a estos eventos, por su origen me parece que ella tiene mucho que decir también.
 
Como animal de utilidad (caza) desechado, maltratado y abandonado en su día. 
 
Los animales que suelen protagonizar estas reivincaciones evidentemente en esta zona, son sobre todo los galgos, pero cierto que podencos, bracos, bretones... y otras razas utilizadas para el mismo fin también lsufren terribles situaciones de maltrato, abandono y que lenan los refugios en busca de una oportunidad.
 
Me acompaña porque tras observarla antes, durante y después de esta actividad no parece incomodarla las estimulantes "novedades" que se escapan un poco de lo habitual: más personas, quizá con perros, las pancartas, megáfonos, silbidos, algunas voces, sortear el tráfico, caminar entre la gente, estar más calmos durante la lectura del manifiesto...etc.
 
Siempre me sorprende con su fantástico comportamiento y nunca se lo reconozco como se merece, hoy este post es para ti. Tendemos a fijarnos en las dificultades que no hacen sino confirmar el peso de la predisposición de la raza en el comportamiento de los perros pero también (y es algo a lo que no solemos dar debida importancia) es el entorno en el que vivimos.
En "ciudad" demuestra tener fabulosas habilidades cívicas y sociales.

Gracias Neux, compañera de reivindicaciones.
Te comiste unas servilletas de un macetero y qué

Te quiero, marquesa.